#2 SOUTH DAKOTA STATE JACKRABBITS at #1 NORTH DAKOTA STATE BISON

#GoJacks🐇 Vs. #GoBison🦬

📅 15/10/22

21:30 / 📺 ESPN+

🏟 GATE CITY BANK FIELD AT THE FARGODOME, FARGO (NORTH DAKOTA)

Una de las rivales más tradicionales, enconadas y apasionantes es la que se establece entre los dos grandes programas futbolísticos de las Dakotas. South Dakota State Jackrabbits y North Dakota State Bison compiten anualmente por el Dakota Marker, un trofeo que es una réplica del mojón delimitatorio entre los estados de Dakota del Norte y Dakota del Sur. Este límite se establece en el Seventh Standard Parallel (45º56’07” N), muy cerca de la ciudad de Sioux Falls. El primer enfrentamiento entre Bison y Jackrabbits data del 30 de noviembre de 1903, y constituyó una auténtica paliza histórica a favor del programa sito en Fargo (85-0 para el Bison). En total, SDSU y NDSU se han enfrentado en 112 ocasiones, ostentando North Dakota State el dominio de la serie (63 triunfos, 43 derrotas y 5 empates).

Es el octavo enfrentamiento consecutivo entre Jackrabbits y Bison, en el que ambos equipos están “rankeados” en el “Top 10” del Football Championship Subdivision. No obstante, es el primer duelo en el que los dos equipos se enfrentan como 1º y 2º de la nación. North Dakota State ha recibido al número #2 de la FCS, en su fortín de Fargo, en cuatro ocasiones: 2, en temporada regular, ante Northern Iowa (2011) y North Dakota (2020-2021); 2, en postseason, frente a Southern (2011) y James Madison (2021). El Bison ostenta un récord de 8-1 en duelos frente al número #2 de la FCS. 

 

SOUTH DAKOTA STATE

@GoJacksFB

El número #2 de la nación, South Dakota State, visita el Fargodome para batirse el cobre con el #1 de la FCS, North Dakota State. El programa sito en Brookings (Dakota del Sur) es acreedor de un récord de 3-0, en la Missouri Valley Football Conference, y 5-1, en general, con su única derrota sufrida ante Iowa Hawkeyes, programa FBS. 

La temporada pasada el running back Pierre Strong Jr. (ya en las filas de New England Patriots) destrozó al Bison, con 156 yardas y 2 anotaciones, incluyendo un alucinante acarreo de 75 yardas, en la segunda jugada del partido. Las huestes dirigidas por John Stiegelmeier lograron vencer a su gran rival por un contundente 27-19, en Brookings. En este encuentro, hay que recordar que Strong realizó un sorprendente pase de TD, mientras que el kicker Cole Frahm consolidaría el triunfo con sendos field goals de 32 y 45 yardas. 

Ningún conjunto FCS ha logrado más veces hacer hincar la rodilla de North Dakota State, en el Fargodome, que South Dakota State. Los Jackrabbits han dominado el emparrillado de su rival del norte -en nada más y nada menos- que tres ocasiones (2008, 2016 y 2020-2021).   

El gran baluarte del juego ofensivo terrestre es el running back Isaiah Davis, que -tras sus problemas físicos de la pasada campaña- ha retornado en un estado de forma increíble, siendo responsable de 626 yardas y 5 anotaciones, en 116 intentos, con un promedio de 5’4 yardas por acarreo. Añadiendo, además, 78 yardas por aire. En el plano terrestre, también hay que mencionar al corredor Amar Johnson (181 yardas) y, lógicamente, la faceta terrestre del quarterback Mark Gronowski (103 yardas y 4 anotaciones). 

Gronowski, tras una gravísima lesión en el FCS Championship frente a Sam Houston State, está recuperando poco a poco su estado anterior, aunque Mark está aún muy lejos de recordar a aquel jugador que maravillaría en la Spring Season de aquel año. Ha completado 91 de sus 154 intentos de pase, para 1119 yardas y 10 TDs, sufriendo 3 interceptaciones. Sin duda, sus grandes objetivos, por aire, son los “Janke Twins” (Jaxon: 334 yardas, 4 TDs; y Jadon: 258 yardas, 3 TDs), junto al tight end Zach Heins (201 yardas, 2 TDs). 

La defensa de South Dakota State ha conseguido dejar a sus seis oponentes por debajo de las 100 yardas terrestres. Ahora se enfrenta a uno de los mejores equipos de la nación en juego ofensivo por tierra. El matchup está servido… El gran baluarte defensivo de los Jackrabbits es el linebacker Adam Bock, que acumula 50 placajes, 3 sacks, 1 fumble recuperado y otro forzado. Otros jugadores que debemos destacar son el linebacker Jason Freeman, los safeties Cale Reeder y Colby Huerter, o el defensive end Reece Winkelman (3 sacks).

Isaiah Davis, el baluarte terrestre de los Jackrabbits.

NORTH DAKOTA STATE

@NDSUfootball

El programa de Fargo ha demostrado, en la última década, que sabe competir y le gustan los partidos importantes. Este partido, sin duda, lo es. Medirse a South Dakota State, uno de sus grandes rivales por nivel actualmente en la FCS,. Ambos conjuntos llegan 5-1 y habiendo perdido, por menos de una anotación, ante rivales “Power Five”.

Después de dos temporadas perdiendo el Dakota Marker, los chicos de Matt Entz tienen ganas de llevarse este partido anual y demostrar quién es el equipo dominante de las dos Dakotas. El récord del Bison es de 5-1. De los cinco encuentros ganados, cuatro han sido con autoridad, pero la semana pasada costó mucho doblegar a Indiana State. Vimos un equipo por debajo en el marcador y obligado a lanzar más de lo que nos tiene acostumbrado. Miller completó 21 pases y, en toda la temporada (seis partidos), lleva 67, casi un tercio.

La clave para el partido del sábado será asentar el potente ataque terrestre. North Dakota State es una apisonadora, con un comité de corredores muy diferentes y productivos a la vez: TK Marshall, Dominic Gonnela, Kobe Johnson o el joven Barika Kpeenu. Todos ellos liderados por Hunter Luepke, que -aparte de ser el líder en yardas de carrera y el jugador con más yardas de media por jugada de carrera- es un FB -como los que nos gustan-, de los de antaño: bloquea, corre, recibe… Al final, el sistema de carreras de fuerza funciona, con un interior de la línea muy potente y que ayuda a ganar muchas yardas.

El ataque aéreo ha sido poco usado hasta la semana pasada. Generaba dudas en partidos donde tocaba remontar, pero Cam Miller, demostró que sabe pasar si el equipo lo necesita. Vimos la complicidad que tiene con el enorme receptor Zach Mathis, que puede ser un gran arma, si el partido lo requiere.  

Defensivamente, NDSU mantiene el bloque de una defensa veterana y muy sólida, sobre todo, parando la carrera, donde han permitido menos de cuatro yardas de media por acarreo esta temporada. El sábado tendrán un gran examen contra Isaiah Davis, que está desatado, con 626 yardas y 5 TDs, en seis partidos. Los LBs Kaczor y Kubitz serán clave, para ayudar a la DL, en las acometidas de Davis y, a la vez, estar atentos en cobertura a los pases cortos a los gemelos Janke. 

@GoJacksFBSpain – @albert49ers

Una bestia llamada Hunter Luepke.

@CoollegeNation 

#CoollegeNation – #BeTheCoolest🏈